Familia de Yoel dice vivir una pesadilla por su prisión injusta

 La familia de Yoel Morillo Morillo vive una pesadilla desde el pasado 11 de octubre del 2019 cundo fue detenido, aparentemente por una confusión, en el aeropuerto Las Américas de Santo Domingo.



Las autoridades habían puesto impedimento de salida del país de un delincuente con el nombre de Jhoel Morillo Morillo y los inspectores de migración, por sospecha, decidieron detenerlo e investigarlo.

Desde entonces Morillo Morillo, un joven oriundo del municipio de Las Matas de Farfán, en la provincia San Juan, fue confinado en la cárcel de Najayo en San Cristóbal.

La familia ha gastado miles de pesos en abogados sin ver ninguna solución a su caso.Se trata de un asunto que parece muy confuso pues no se alcanza a ver qué hace el Ministerio Público para que haya un desenlace al respecto.

EL GRANERO DEL SUR hizo un contacto con una fiscal de San Cristóbal que se comprometió a desempolvar ese expediente y dar un informe al respecto. Este periódico está a la espera de esos datos para compartirlo con sus lectores.

La familia

Mientras, Yoel Morillo vive una situación de gran tormento, a su juicio preso sin justificación, su familia no ha tenido sosiego, especialmente su madre, una mujer humilde que según la opinión de sus hijas ha envejecido por lo menos 10 años debido a todo lo que ha sufrido en lo últimos 12 meses al ver su hijo encerrado injustamente en una prisión .

La madre de Yoel Morillo, la señora Justina Morillo Morales (Diogenita), nativa de Las Matas de Farfán, es una humilde mujer que para levantar su familia vendía guandules, por las calles de su pueblo, con una bandeja en la cabeza y vendía carbón. En tanto su padre , el señor Elías Morillo (Rogelito), vendía caña por las calles del mismo pueblo. Así levantaron su familia trabajando honestamente y sus hijos e hijas aprendieron la lección. Cuatro de sus hijas viven en España en donde están casadas y tienen sus respectivas familias. Pero la madre nunca quiso irse a Europa por estar muy apegada a Yoel.

Su casa paterna todavía está en su pueblo en la calle Nizon Ruiz Noble No. 40 en el barrio Villa Liberación.

Luego se trasladaron a Higuey, allí Yoel se hizo entrenador de tenis y desde los 20 años ha estado dentro de ese mundo trabajando en importantes cadenas hoteleras y por eso consiguió un contrato para trabajar como entrenador de tenis en México, país hacia el que viajaba cuando fue detenido en el aeropuerto.

La familia de Yoel no ha podido dormir su sueño tranquilo y lo único que reclama es justicia  ya que consideran que su pariente está preso injustamente y ni el Poder Judicial ni el Ministerio Público reaccionan ante un caso que mantiene en vilo a una gran familia dominicana.

Yoel es padre de dos hijos, una hembra y un varón, que son menores de edad.


https://elgranerodelsur.com/2020/10/15/familia-de-yoel-dice-vivir-una-pesadilla-por-su-prision-injusta/


Related

REGIONALES 1805454700148112764

Publicar un comentarioDefault Comments

emo-but-icon

LAS MÁS LEÍDAS

item